{upcenter}
{upright}

AQUÍ Y ACÁ

por Sol

Hay veces que uno no puede creer las cosas que le suceden. Jueves 6:30 AM, me muero, si literalmente. Jueves 6:33 AM resucito, increíble, pero eso no es lo peor de todo.
Mientras yacía tendido sobre la cama, sintiendo el cuerpo desintegrarse, emerge de mi cuerpo una luz que se desborda a sí misma, hasta que pasados unos segundos se semi corporiza; soy yo que me miro a mí mismo y me río. Después, como si no bastara con lo que ya me había pasado me miro a los ojos y me digo; soy tu alma y no tengo intenciones de volver a tu cuerpo, y me siento en un rincón. Yo, o yo corporalmente hablando, me miro a mí mismo alma y me digo: pero, ¿cómo que no vas a volver a mí? Y trato de llorar y nada. Yo alma me paro y me río, decido sentarme en una silla que tengo en el rincón, por si viene alguien a casa y por esas cosas de la vida moderna debemos estar frente a la Pc, y con voz firme enuncio que no pienso moverme de ese lugar hasta que se me antoje. ¿Cómo luchar contra el antojo? ¿Por qué no hacer las cosas más sencillas y darme, no sé, algún cometido, una hazaña liberadora, una travesía emblemática que me libere? No. Nada. Sólo capricho. En fin. Hace más o menos siete años de esto y nada, intenté todo, se los juro, todo, todo y sigo ahí, y acá a la vez. Increíblemente desesperante.

© Sol, diciembre 2006

MAS CUENTOS

 

 

Liter Area Fantástica (c) 2000-2010 Todos los derechos reservados

Webmaster: Jorge Oscar Rossi

mail: jrossi@literareafantastica.com.ar